Los entuertos – #ElPostparto

Después del post donde hablaba de los loquios, vamos a hablar de los entuertos. Otra de las cosas que nadie me explicó y que ocurre durante el postparto. Os dejo aquí información que creo que puede ser muy útil a futuras madres y a mujeres que acaban de dar a luz.


¿Qué son los entuertos?

Los entuertos son los espasmos dolorosos del útero que se dan los días siguientes al parto. Se conocen también como contracciones o calambres del útero o simplemente como dolores post parto.

Los entuertos en realidad son contracciones del útero que se dan para que éste vuelva al tamaño de antes del embarazo. Éste proceso es el que se denomina como involución uterina.

Los entuertos no sólo se dan para reducir el tamaño del útero, sino que también son una respuesta fisiológica para reducir el sangrado. Con la contracción, se van cerrando las venas y arterias donde estaba inserta la placenta.

 


Los entuertos a partir del segundo parto

La mayoría de madres primerizas aseguran tener entuertos soportables y que se notan poco.

En mi caso notaba ligeras contracciones, parecidas al dolor de regla, totalmente soportables y que duraron como mucho un par de días. Al darle el pecho a la niña era cuando más los notaba. Dicen que las madres primerizas con cesárea notan más los entuertos.
Sin embargo, muchas madres aseguran que a partir del segundo parto es cuando los entuertos son más dolorosos.

Eso es porque la matriz está más blanda y se necesitan de más contracciones y más fuertes para que vuelva a su sitio.


Relación de la lactancia materna con los entuertos

La lactancia materna es beneficiosa en el postparto inmediato y a largo plazo para la recuperación de la madre.

Cuando un bebé succiona el pecho de la madre, su organismo libera oxitocina que estimula el útero provocando contracciones y ayuda al proceso de la involución. Es por eso que se dice que la lactancia materna reduce el sangrado (los vasos sanguíneos sellan antes) y el proceso de la involución se da más rápido, evitando posibles complicaciones como hemorragias.


¿Cómo aliviar el dolor de los entuertos?


Los entuertos y los loquios son un proceso fisiológico necesarios para limpiar el organismo y evitar hemorragias y otras complicaciones postparto.

Lo más importante es tener claro a qué nos enfrentamos y a qué es debido el dolor. Los entuertos fuertes se dan sobretodo dentro de las primeras 48-72h y durant aproximadent una semana. Si bien es cierto que los entuertos y los loquios se juntan con tantos otros dolores y síntomas: cansancio, dolor de la cicatriz… Debemos pensar que es un proceso que debemos pasar, que es bueno y necesario. No se recomienda inhibir los entuertos pues aumenta el riesgo de complicaciones.

Uno de los principales consejos para mejorar la tolerancia a los entuertos es no aguantarse las ganas de orinar, porque cuando la vejiga está llena se impide la correcta contracción de la matriz.

Masajear suavemente la parte inferior del abdomen también puede ser efectivo.

Si son muy dolorosos, podemos colocarnos boca abajo con nuestro abdomen apoyado sobre una almohada.

En caso de tener dolores insoportables, es necesario consultar al profesional sanitario para revisar que todo está evolucionando correctamente. Si lo cree necesario, nos recetará analgesia en el postparto.

 

Y vosotras ¿notasteis mucho los entuertos? ¿Cómo aliviabais sus síntomas? 

7 comentarios

  1. Ufff! Que malos recuerdos, efectivamente con el primer parto ni me enteré, pero con el segundo… para mi fueron peores que las contracciones, doblada sobre mi misma sin poderme casi mover, pasé unas horas horrorosas. Como estaba en el hospital me dieron nolotil y así fuimos tirando…

    Le gusta a 1 persona

    1. Si nunca me animo a tener un segundo hijo tendré en cuenta que es muy posible que me encuentre con esos dolores en el postparto. Menos mal que te pusieron algo. Muchas gracias por pasarte y comentar 🙂 Saludos!

      Me gusta

  2. En mi primer postparto yo no sufrí entuertos (o a lo mejor sí, pero me dolía tanto la episotomía que ni me enteré, que todo es posible). En cambio con la pequeña se presentaron unas horas después del parto. Eran mini contracciones, dolorosas y molestas, más intensas cuando la niña mamaba. Se me pasaron a los dos o tres días y con la ayuda de un par de paracetamoles fueron bastante soportables!

    Le gusta a 1 persona

    1. Claro yo no había pensado en que a mi por la cesárea me chutaron a base de enantyum, nolotil y paracetamol (me hicieron una bonita carniceria ..). A lo mejor por eso los noté menos. Lo que dices lo comenta mucha gente que a partir del segundo se notan mucho más. Menos mal que todo pasa! Un besazo. Gracias por pasarte.

      Me gusta

  3. Yo no los sufrí. Como dicen puede ser que fuera por ser el primero.

    Le gusta a 1 persona

    1. Yo tampoco los noté mucho, he tenido dolores de regla más intensos que esos. Gracias por pasarte y comentar 🙂

      Le gusta a 1 persona

  4. YO no tuve entuetos la verdad, y espero que si algún día tengo otro bebé tampoco los sufra jaja besos

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: